2/9/10

Pollo con champiñones

                             
Apenas con cuatro ingredientes a veces nos inspiramos mas y mejor que con toda la despensa y el frigo llenos, resulta que solo tenía media pechuga y dos muslos de pollo y unos champiñones frescos que me regalaron y con una cebolla y cuatro ajos me salió un plato de chuparse los dedos.
En una sartén con un chorrito de aceite de oliva rehogamos los muslos del pollo hasta que cojan un color doradito y apartamos. Añadimos algo mas de aceite si es necesario y pochamos la cebolla y los ajos muy picaditos, cuando la cebolla claree añadimos los champiñones cortados en láminas y la pechuga de pollo cortada de manera que imite al champiñón, le ponemos el fuego al mínimo añadimos un vaso de vino blanco (servimos otro para el cocinero) y dejamos hacer unos minutos hasta que le agreguemos los muslos que teníamos apartados y dejamos que cueza todo hasta que pinchando la parte mas carnosa del muslo del pollo no sangre. Para espesar la salsa podemos espolvorear con un poco de pan rallado.
Se hace en un momento y se come en otro, para esos días que no hay tiempo ni muchas ganas de complicarse es perfecto.

No hay comentarios: